"Tu Clínica De Confianza"
Lunes - Viernes: 4:00PM - 08:00PM
958 826 643
citas@mypdental.com

Blog

Title Image

Blog

Home  /  Consultorio   /  «¡Me ‘recalan’ los dientes! ¿A qué se debe?»
sensibilidad dental

«¡Me ‘recalan’ los dientes! ¿A qué se debe?»

En España, 1 de cada 5 personas tiene sensibilidad en los dientes.

¿Por qué tienes sensibilidad en los dientes?

La sensibilidad en los dientes es un problema que afecta a una de cada cinco personas en España, y representa uno de los síntomas más frecuentes por el que nuestros pacientes acuden a Clínica Dental Martín Piqueras. La dentina, la parte interna de los dientes, está cubierta por el esmalte, pero a veces este esmalte se desgasta, perdiendo esta dentina su protección natural y quedando expuesta al medio externo. Dentro de la estructura dentinaria se encuentran diminutas terminaciones nerviosas que generan una respuesta de hipersensibilidad dental ante determinados estímulos. La dentina tiene la capacidad de transmitir un estímulo externo hasta la pulpa dental, donde se aloja el «famoso» nervio.

anatomia dental, diente

¿Qué provoca sensibilidad en los dientes?

Los estímulos que más conocéis y a los que más hacéis referencia en nuestra consulta son los estímulos térmicos, como el contacto con alimentos muy fríos o muy calientes. A veces hacéis referencia a estímulos químicos, relacionados principalmente con el pH, como cuando ingerís alimentos muy ácidos. Y otras muchas veces hacéis referencia a esta sensibilidad en los dientes ante estímulos táctiles, cuando mordéis y entra en contacto la zona donde se ha desgastado el esmalte, ya sea con un alimento o con el mismo contacto con el diente antagonista. 

Estos estímulos que provocan sensibilidad en los dientes pueden manifestarse de forma individual o asociados entre sí:

«me recala cuando bebo agua fría y cuando como dulce». 

Las causas

No obstante, el primer paso es identificar las posibles causas que provocan sensibilidad en los dientes. Estas son las diez causas más comunes por las que un paciente con hipersensibilidad dental acude a Clínica Dental Martín Piqueras:

1. Tener una cariescaries dental

Según un estudio realizado por el Consejo Oficial de Dentistas en España, el 95% de las personas mayores de 35 años tienen al menos una caries. Esta patología tan común es también una de las causas más frecuentes de sensibilidad en los dientes, al destruirse el esmalte.

 

2. Cepillarse los dientes con demasiada fuerza.

A menudo nuestros pacientes nos transmiten su frustración:

«no entiendo por qué me dan problemas los dientes, si me cepillo todos los días y me doy FUERTE».

¡Cepillarte no garantiza el éxito si no lo estamos haciendo bien! Incluso puede originar el efecto contrario, perjudicarte.  El cepillado muy enérgico o con cepillos de filamentos muy duros desgasta con el tiempo la capa protectora de los dientes, el esmalte. Una forma sencilla de evitarlo es cepillarse con menos fuerza o utilizar cepillos de filamentos más suaves.

En Clínica Dental Martín Piqueras recomendamos a nuestros pacientes un truco muy efectivo para no caer en la trampa, sobretodo porque es un hábito que a menudo hacemos con prisa (por irnos a trabajar, por irnos a la cama..), y sustituir el tiempo por intensidad NO es una buena opción. Nuestro truco – consejo es «nunca» utilizar un cepillo DURO (salvo prescripción específica), emplear el tiempo que requiere un buen cepillado (recordad que la fuerza no sustituye al tiempo) y coger el mango del cepillo solamente con DOS DEDOS, de manera que por prisa que tengamos, no lleguemos a ejercer la fuerza que hacemos cuando lo cogemos con la mano entera.

3. Ingerir alimentos ácidos.

Hay que procurar no abusar de alimentos ácidos que pueden contribuir a erosionar el esmalte, como por ejemplo son los cítricos, el yogur, la salsa de tomate o refrescos.

4. Enfermedad de las encías (periodontitis).

La progresión de una encía enferma cursa con inflamación, sangrado y PÉRDIDA DE INSERCIÓN de la encía. En este último factor está la clave de la hipersensibilidad en pacientes con enfermedad periodontal (de encías). Anatómicamente un diente se divide en corona y raíz. El esmalte solamente está presente en la corona y no en la raíz, entonces a medida que la encía pierde inserción («la encía baja»), la raíz queda expuesta al medio exterior, sin esmalte que la proteja, y susceptible a todos los estímulos que provocan la sensibilidad en los dientes.

enfermedad periodontal

 

5. Rechinar los dientes (bruxismo).

Algunas personas, de forma consciente o inconsciente, frotan los dientes superiores contra los inferiores, produciendo un desgaste del esmalte característico en el cuello de los dientes, que llamamos abfracción. El bruxismo normalmente es más frecuente por las noches, durante el sueño, y se agrava cuando está presente una situación de estrés. Cuando en Clínica Dental Martín Piqueras identificamos este patología indicamos el tratamiento con una férula de descarga, especificamente con una Férula tipo Michigan, que es el tratamiento de elección en estos casos.

6. Dientes agrietados.

Un diente roto o astillado puede producir un dolor que vaya más allá de la sensibilidad dental y, a veces, cursar con dolor permanente. Es necesario realizar un diagnóstico específico en cada caso y, según este, realizar un tratamiento personalizado dependiendo del compromiso pulpar (nervio) del diente.

7. Tener un exceso de placa dental.

La placa dental es la causa principal de la enfermedad periodontal (de la encía). Como explicaba en el punto 4, en una encía enferma aparecería una pérdida de inserción de la encía, como consecuencia la raíz de los dientes se quedaría descubierta y susceptible de hipersensibilidad ante cualquier estímulo (térmico, químico y/o táctil). A veces escuchamos testimonios de pacientes que son reacios a realizarse limpiezas porque tras el tratamiento sienten sensibilidad en los dientes

tartrectomia, raspado

«La última vez que me hice la limpieza, me encontraba peor que antes de hacérmela, me recalaban todos los dientes»

Este punto explica el fundamento de esta situación: la presencia de placa ocasiona el descenso de la encía y va ocupando su lugar cubriendo la raíz. Una vez realizamos la limpieza (tartrectomía) y removemos la placa, parte de la raíz se queda expuesta, apareciendo hipersensibilidad. Este resultado nunca contraindica la realización de una limpieza o raspado, ya que la sensibilidad en los dientes, si aparece después del tratamiento, tiene solución.

«¡Sólo tenéis que comunicárnoslo!»

8. Elegir dentífricos abrasivos.

Algunos dentífricos para blanquear los dientes contienen sustancias abrasivas que pueden dañar el esmalte. Si el dentífrico es el culpable de la sensibilidad en los dientes, se cambiará de dentífrico siguiendo nuestras recomendaciones.

9. Abusar de los enjuagues dentales.

Algunos enjuagues contienen alcohol y otras sustancias que pueden hacer que los dientes sean más sensibles. Si el colutorio es el culpable de la sensibilidad, la solución es cambiar de colutorio siguiendo nuestras recomendaciones.

10. Algunos tratamientos odontológicos.

La cirugía periodontal, la limpieza profesional y, en menor grado, los tratamientos de blanqueamiento pueden provocar sensibilidad dental pasajera. Cualquiera de los problemas de sensibilidad derivados de un tratamiento odontológico tiene solución.

El tratamiento

La sensibilidad tiene tratamiento, y cuanto antes se atienda, mucho más predecible es. El tratamiento varía dependiendo de la situación y de las causas que provoquen la sensibilidad en los dientes.

1. En muchos casos, basta con medidas preventivas llevando a cabo tareas de educación sanitaria y de técnicas de cepillado e higiene a los pacientes.

2. Cuando esté indicado, recetando un dentífrico o colutorio específico diseñado para aliviar este cuadro de hipersensibilidad, y dando al paciente una pauta domiciliaria.

3. En otras ocasiones es necesario intervención terapéutica, ya sea con desensibilizantes exclusivamente de uso profesional, con obturaciones («empastes») cuando existen caries, con endodoncia («matar nervio») cuando la afectación pulpar sea irreversible

4. En caso de abfracción y atrición por bruxismo será necesario tratar con una férula tipo Michigan.

empaste, composite

Obturación realizada por el Dr. Fco. Javier Martín Piqueras

 

Conclusiones

  • Los casos de hipersensibilidad son una realidad constante en la práctica diaria de nuestra clínica.

  • La más conocida es la hipersensibilidad por el frío, pero existen otros factores que no tenemos en cuanta y son igualmente importantes.

  • La encía juega un papel importante en un gran número de casos de hipersensibilidad y su cuidado es primordial.

  • La limpieza dental o el raspado nunca está contraindicada por miedo a tener sensibilidad en los dientes posteriormente.

  • La sensibilidad en los dientes tiene solución, tiene tratamiento, que varía dependiendo de las circunstancias específicas de cada caso.

  • La prevención es fundamental para disminuir las probabilidades que exista sensibilidad en los dientes: dieta, educación sanitaria para mejorar técnicas de higiene y cuidados.

  • El diagnóstico precoz mejora el pronóstico y hace el tratamiento más predecible. De ahí, la importancia de las visitas periódicas, como mínimo anualmente.

No Comments
Post a Comment
Name
E-mail
Website